Conciertos de Julio en Sevilla : Depeche Mode y The Boss

Anuncios

Valores humanistas

Todos los  grandes proyectos urbanos que en Sevilla se están abordando , con ser de primera magnitud son, no obstante, retos instrumentales: superar la crisis, generar nuevos escenarios económicos, construir infraestructuras, una nueva imagen…. Todo ello para mi no son fines, sino medios para llegar al verdadero objetivo, las personas: principio y fin de todo lo que hemos hecho, de todo lo que estamos haciendo y de todo lo que debemos de hacer.

Y esto, más allá de la retórica, se traduce en que en la próxima década tenemos que ser capaces de generar un aumento sustancial de la calidad de vida de los ciudadanos y de las ciudadanas de Sevilla. Vivan en el barrio que vivan. Sea cual sea su condición social. De poco sirve crecer, hacernos competitivos, superar los atrasos y situarnos en las posiciones de cabeza, si no llegamos a hacer todo eso también en la calidad de vida y en la igualdad de oportunidades.

Por eso creo que  el principal  desafío urbano es  mirar aún más a las personas, a todas las personas, empezando por las que, por una u otra causa, necesitan especial atención.Por eso, todos nuestros retos y sueños de futuro empiezan y terminan aquí, en las personas. Mejor calidad de vida material, con más empleo y de más calidad, con más vivienda y más accesible. Pero también mejor calidad de vida en lo referido a valores no materiales, pero que son claves: más y mejor educación, más y mejor seguridad global. Más y mejor cultura. Más y mejor cohesión social. Más convivencia, más respeto, más tolerancia.

Esos valores no nos son ajenos porque, de una o de otra forma, definen lo que  en nuestra idea colectiva es Sevilla. Por eso, si ponemos en el centro de todo esos valores humanistas y sociales, estaremos haciendo que Sevilla sea aún más Sevilla.

febrero 2009

El trabajo de Raquel García: Sevilla 2020

 

 “La ciudad nace del pensamiento, de la capacidad de imaginar un hábitat, no sólo una construcción para cobijarse, no sólo un templo o una fortaleza como manifestación de poder. Hacer ciudad es ordenar un espacio de relación, es construir lugares significantes de la vida común, la ciudad es pensar el futuro y luego actuar para realizarlo” .

 

 “Así como no hay comunidad sin memoria tampoco hay ciudad sin proyecto de futuro. Sin memoria y sin futuro la ciudad es un fantasma y una decadencia. La vida de la ciudad se manifiesta por medio del cambio, de la diferencia y del conflicto… ” .

 

 “De este modo, una vez más, las ciudades han demostrado su capacidad para sedimentar las diferentes capas de su historia, es decir, su función de palimpsesto, pergaminos que no cambian sino que acogen sucesivamente escritos distintos”.

 

(*) Borja, Jordi. Renacimiento de las ciudades.

Sevilla no&do

El gobierno de la ciudad de Sevilla trabaja para garantizar una gestión eficaz y eficiente de los servicios públicos municipales, pero también lidera el desarrollo económico, social y territorial de esta ciudad en el contexto actual, un contexto marcado por la globalización y la revolución que supone la nueva sociedad de la información, y sus consecuencias económicas, tecnológicas, sociológicas y, cómo no, territoriales.

No es necesario que se explique el papel que desempeña una ciudad como Sevilla en nuestra Andalucía actual. Pero sí quiero detallar algunas cifras que, a mi juicio, son relevantes. Sevilla desempeña hoy día un papel protagonista como el principal centro de servicios y negocios del sur de España y como capital política y económica de Andalucía.

En la jerarquía urbana española, Sevilla es una ciudad de primera importancia demográfica y funcional, en un nivel inmediato a las aglomeraciones de Madrid y Barcelona. La región urbana de Sevilla engloba a más de 40 municipalidades, que forman un mismo mercado de trabajo local de 1.350.000 habitantes, de los que más de 700.000 residen en la ciudad central.Esta realidad convierte a Sevilla en la quinta mayor ciudad peninsular, la cuarta ciudad española y la primera de la Comunidad Autónoma Andaluza.

Sevilla, como  indicaba, es la capital de Andalucía y el principal referente urbano de esta región, una de las más extensas y la más poblada de la península ibérica.Como capital política y administrativa, Sevilla alberga la mayor parte de las instituciones de la Administración Autonómica de Andalucía, y los principales departamentos territoriales de la Administración del Estado.

 

“En mi viaje a Andalucía, pasando por Sevilla, pronto me fije que por toda la ciudad existía un escudo que se repetía en muchísimos lugares. Ponía NODO con una especie de enlace y no tardé mucho en preguntarle a un policía local que me lo explicó vagamente. Luego en la oficina de turismo me aclararon definitivamente la historia del misterioso criptograma que aparece en este escudo.

El Rey Don Alfonso X el Sabio era un hombre de letras, culto e instruido aunque parece ser que no sabía demasiado del arte de gobernar, lo que llevó al descontento de su pueblo.  A raíz de aquello las gentes se dividieron en dos bandos: los que apoyaban al rey Alfonso y los que seguían a su hijo, el príncipe Sancho, apoyado por su madre y esposa el rey, doña Violante. España se vio así envuelta en una dolorosa contienda entre padre e hijo. El ejército de don Sancho iba cada día ganando más adeptos y territorios y logró alzarse como rey en la mayor parte de España.

Sin embargo generosamente, no quiso atacar Sevilla, ciudad en la que el rey Don Alfonso, ya viejo y enfermo se había refugiado. En esta ciudad pasó Don Alfonso los últimos días de su vida, arropado por algunos fieles magnates y por todo el pueblo sevillano que se manifestó al anciano rey y se dispuso a servirle en todo.

Como signo de gratitud a esta lealtad concedió al Ayuntamiento de Sevilla un lema a modo de jeroglífico, formado por las sílabas NO y DO con una madeja en medio. Así la lectura de este criptograma es NO MADEJA DO, expresión fonética de la frase NO ME HA DEJADO, con la que el rey quería agradecer a Sevilla el hecho de que no le hubiera abandonado.

Este símbolo puede verse en el escudo de la ciudad así como en todo el mobiliario urbano y otras parcelas municipales.”  (Escrito por Alex como “Personalissimo”)

Todo esta en tí

orgullo sur

 

La boca que besa y no quema. 

Las manos que construyen y no demoran.

 La mirada que inquiere y no esconde.

Todo está en ti si vislumbras la senda.

Nunca el límite. 

(Cesar Bisso)

Ciudades Patrimonio

febrero 2009 y ss 257Las Ciudades Patrimonio crean un protocolo para evitar a Icomos España : Deciden crear un comité asesor en el que estarán integrados técnicos de los ayuntamientos, y un representante del Ministerio de Cultura, Unesco e Icomos Internacional.
Las ciudades españolas declaradas por la Unesco Patrimonio de la Humanidad están hartas de las presiones que reciben del Comité Español del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios y han decidido neutralizarle creando una comisión en la que poder analizar los temas espinosos directamente con el Ministerio de Cultura y con la Unesco.

(La Tribuna de Toledo)

“Los ayuntamientos de los trece municipios españoles que forman el Grupo de Ciudades Patrimonio lamentan que Icomos España se haya convertido en un ‘lobby’ encargado de generar duras polémicas en torno a la conservación del patrimonio. Las ciudades reconocen el papel de Icomos en la definición de los métodos de gestión del patrimonio para asegurar su conservación, pero consideran que el Comité Español, presidido por Rosa Suárez-Inclán Ducassi, no es leal con la ciudades españolas declaradas Patrimonio de la Humanidad porque cuando cree que existe un problema de conservación siempre lo intentan solucionar sin diálogo directo con los ayuntamientos y mediante amenazas.
Tanto el Ministerio de Cultura como Icomos Internacional y la Unesco conocen perfectamente las difíciles relaciones entre Icomos España y la Ciudades Patrimonio, una relaciones casi inexistentes en los últimos meses tras las polémicas generadas por el Comité Español de Icomos con San Cristóbal de la Laguna y Santiago de Compostela. En Toledo los rifirrafes han sido de menor calado pero todavía está latente el conflicto existente en torno a la conservación de la Vega Baja y la aprobación del Plan de Ordenación Municipal. En este sentido, el Ayuntamiento de Toledo siempre ha lamentado que el interés de Icomos por el patrimonio siempre aparezca al final de los procesos administrativos y que nunca presenten alegaciones en los plazos abiertos al respecto.
Las relaciones entre ambas partes están tan deterioradas que el asunto estuvo en el orden del día de la asamblea ordinaria que las 13 ciudades españolas Patrimonio de la Humanidad mantuvieron el pasado 13 de marzo en Ibiza.
La reunión sirvió, entre otras cosas, para la creación o reactivación de cuatro nuevos grupos de trabajo que se dedicarán a las áreas de Urbanismo, Medio Ambiente, Arqueología y Comunicación. De ellas, la Comisión de Arqueología tendrá por objeto revisar y poner en común el marco legal, así como analizar la problemática de gestionar el binomio arqueología-urbanismo.
En este sentido, las ciudades patrimonio decidieron crear un comité asesor al que podrán acudir los ayuntamientos de las ciudades patrimonio cuando crean que un proyecto urbanístico podría entrar en colisión con la protección del patrimonio.
Dicho Comité estará formado por un técnico del Ayuntamiento de la ciudad que plantea la cuestión, así como por otros tres técnicos en representación del resto de la ciudades patrimonio, un representante del Ministerio de Cultura, un representante de la Unesco y otro de Icomos Internacional. Es decir, Icomos España se queda fuera de un foro en el que se arbitraran soluciones válidas para conjugar el desarrollo actual con la conservación del patrimonio.
Las conclusiones del informe serán elevadas al Ayuntamiento que planteó la consulta, que tendrá desde ese momento los criterios que deberá seguir en la actuación que haya planteado y que al venir avalado por Icomos Internacional, Unesco y Ministerio de Cultura evitará las críticas del Comité Español de Icomos, que pierde de esta manera su capacidad de presión.”

 

 febrero 2009

M.J.