Ritual

Tanto el que ama como el que cocina o el que simplemente se sienta a comer y a beber por un placer oscuro de agotarlo todo en su fuente o aquél que sale a sus quehaceres diarios o vuelve de su paseo y abre un libro distraídamente o la mujer que vive de sus pétalos diversos de inclinaciones intensas: todos cumplen con un ritual.

Son sacerdotes como el augur o la pitonisa, el que en la tribu sigue ejerciendo su mística vocación de relacionar a los hombres con Dios, dioses que acechan a la tierra para protegerla o destruirla.

Pero vivir las ceremonias tal como fuera entonces en los ávidos tiempos de las aves helénicas o las serpientes emplumadas conduce a ser su propio dios, al destino en su única profundidad posible y personal: vive sus actos como definitivos, creadores de su propia existencia.

Es, ante el cielo, la afirmación del hombre en la tierra, dueño de su conciencia, del secreto que encierra cada hábito para seguir viviendo.

Félix Gabriel Flores

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s